domingo, 6 de febrero de 2011

Crítica Sanditon

El Sr. Parker, el hombre más reconocido de un pequeño pueblo costero llamado Sanditon, sufre un accidente lejos de su casa y la familia Heywood le acoge a él y a su esposa. Después de trazar una fuerte y hermosa amistad, la familia Parker se llevan con ellos a Sanditon a la hija mayor de la familia Heywood, Charlotte.
La última novela (o relato) que escribió Jane Austen y que no pudo terminar debido a su enfermedad que le causo la muerte a los 42 años.  Por desgracia no está lo suficientemente desarrollada para saber cuál es la historia romántica de esta posible novela, dando solo tiempo a desarrollar los personajes en los que se ve envuelta el personaje femenino principal.
A diferencia de Los Watson, otra novela sin terminar, en ella si se desarrolla un posible romance, incluso se desvela un posible triangulo amoroso, mientras que en esta novela se desarrolla la vida cotidiana de un pueblo costero pequeño, con su sociedad, sus lios y sus dolencias.
En esta novela se puede apreciar la ironía propia de la pluma de Jane Austen, aunque con un fondo más oscuro y menos satírico hasta que no avanza un poco más la historia y te deja ver que Charlotte es muy superior a la sociedad que la rodea en Sanditon. En esta novela están presentes los personajes inútiles propios de las novelas de esta gran escritora, con sus nervios y sus enfermedades, dando más importancia  a las enfermedades (la mayoría ficticias, invenciones de los personajes, como muy bien te hace notar la protagonista de la novela) sobre todo a la Hipocondría.
En esta novela también se puede apreciar, que después de haber escrito Persuasión con el tema de que una persona normal en la sociedad puede llegar a ser más rico que el ostenta un título,  presentando en esta novela el desarrollo comercial del pequeño y casi desconocido pueblo de Sanditon. Aparte del mayor protagonista, Sanditon, tenemos a unos personajes de lo más curioso y que recuerdan un poco a otros personajes de las seis novelas publicadas de esta escritora.
Tenemos a única mujer con título e importancia del pueblo, Lady Denham, mujer rica, arrogante y tacaña. Dos sobrinos y una muchacha emparentada con ella, viven con ella en Sanditon House. La autora deja claramente explicado que sus sobrinos están allí por un único motivo: el dinero de su tía. La joven señorita Brereton, procedente de una familia numerosa y pobre, lleva con Lady Denham bastante tiempo, siendo indiscutiblemente su favorita. Aquí podemos apreciar (sin poder saber las intenciones porque la novela no está terminada) si el sobrino, Sir Edward ama a la señorita Brereton por su persona o por la posible herencia que recaiga en ella cuando Lady Denham muera.
También conocemos a la familia del Sr. Parker, sus cuatro hermanos, que inesperadamente se presentan en Sanditon. Las dos hermanas, Diana y Susan, y uno de sus hermanos, Arthur, viven juntos con las quejas y achaques de la hipocondría y otras enfermedades ficticias, de las que practican curaciones demasiadas extremas, como el arranque de tres muelas o ponerse sanguijuelas, haciendo burla, atraves de la mirada y oídos de Charlotte que también desarrolla Jane Austen con su ironía.
El protagonista indiscutible es Sanditon, pueblo ficticio basado en un pueblo real que visitaba Jane Austen:  Sidmounth. Sus paisajes son hermosos, y tal y como lo describe Jane, nos damos cuenta del amor dulce que siente por el pueblo costero.
Lo que más se echa en falta es la historia romántica que no tuvo el tiempo de escribir Jane Austen. Justo al final, se puede apreciar, cuando llega el último hermano del Sr. Parker, Sydney, que es un hombre apuesto pero que no presta ninguna atención a Charlotte.
 Mi imaginación desarrollo una historia entre estos dos personajes, Sydney como un Sr. Darcy pero más sociable y simpático, Charlotte, como una Elizabeth Bennet más discreta, dulce y fantasiosa, pero con el mismo carácter y la misma inteligencia. Jamás sabremos como hubiera terminado, una lástima.
Como curiosidad, quiero añadir que varios autores han escrito un final a esta historia, un final que prefiero dejar que se desarrolle en mi imaginación.

No hay comentarios:

Publicar un comentario